domingo, 3 de julio de 2016

Canalización Cristal Nº 4 - Kryon

Canalización de Kryon por Lee Carroll
en Monte Ida, Minas de Cristal Wegner
en Arkansas, el 17 de junio de 2016

Canalización Cristal Nº 4
Saludos, queridos, Yo Soy Kryon del Servicio Magnético.
Mi socio se hace a un lado para el mensaje Nº 4, el último.   Algunos de ustedes son súper esotéricos. Encuentran significados en muchas cosas además de lo que es tridimensional. Entienden la vibración que encaja bien en su vida, en el mismo grado en que lo tridimensional encaja en las de otros; lo que los guía muchas veces en su vida es invisible; cosas que ustedes sienten.  Cada mensaje en particular que les hemos dado, ha tenido lo que llamaría otras energías y marcadores para tratar de identificar de qué se trataba.
Recurrimos a menudo a la antigua numerología tibetana, y repetimos que existen muchos sistemas numerológicos; tratamos de ir al más simple y más original.  (N.T. en la grabación se oye cantar a los pájaros).  Y si se fijan en el mensaje nº1, tiene que ver con los nuevos comienzos; el comienzo era sobre los cristales.  Era un mensaje que identificaba dónde estaban ustedes, qué sucedía aquí.  Si observan qué se reveló en el mensaje nº 2, el dos en la numerología tibetana significa dualidad.  Empezamos a hablar de las energías de lo que los cristales les estaban diciendo, de modo que inmediatamente implicamos al ser humano.
La última vez que nos presentamos frente a ustedes fue en el mensaje nº3.  Ahora bien; el tres es un catalizador, y les contamos sobre la vida de las rejillas cristalinas, revelamos las energías de las ballenas y los delfines como partes del sistema.  Pero ¿se dieron cuenta de que cada mensaje era un poco más esotérico que el anterior?  De modo que vamos de una manera muy arraigada de hablar sobre las gemas en el suelo y lo que está aquí en 3 D hasta el mensaje anterior en que empezamos a hablar de cosas muy esotéricas, que solo tienen que ver con energías que las personas perciben pero no conocen. Están más allá de los sentidos; sin validación, sin ciencia.  Y ahora, el mensaje nº 4.
Si observan qué es el nº 4 en la numerología que celebramos y que ha sido desarrollada durante siglos, alude al arraigo de Gaia.  ¿Es posible que hayamos vuelto al comienzo del círculo?  La respuesta es: no realmente. Porque hablaremos de la cosa más esotérica hasta ahora; hablaremos de Gaia.
Pero antes de hacerlo, me gustaría que conecten los puntos, incluso quienes no son esotéricos, incluso los que solo vinieron para mirar y escuchar. Nos gustaría darles algunas cosas para reflexionar, antes de contarles algunas cosas interesantes en las que tal vez no están interesados (se ríe).  Algunos de ustedes responden a la rejilla de lo cristalino y ni siquiera saben que están respondiendo a ella.  Colocan todo en una frase, Dios, el Espíritu; y eso no es inexacto, sin embargo se desglosa en el sistema del planeta, podría estar en la rejilla en que están sentados. Permítanme explicar esto más cuidadosamente.
Algunos humanos se sienten literalmente llevados a vivir en algunos lugares, y no necesariamente viven allí todo el tiempo, sino que son colocados allí por un lapso para hacer lo que sea que vinieron a hacer; literalmente para lo que vinieron.  A veces se quedan, y arraigan la tierra, a veces se mudan y lo hacen en otro lado; son almas antiguas.  Pero estas almas antiguas todas han tenido la misma experiencia. Llegan a un lugar y, de algún modo, de alguna manera, el lugar les habla y les dice: "Aquí.  Aquí es donde debieras estar."  Y esto sucede en todo el planeta.  No necesariamente significa que debas estar con tu cultura.  La familia akáshica es mundial y sin embargo suele estar dispersa, hay muchas historias de personas en tierras distantes que ni siquiera hablan el idioma de aquí, y llegan a un lugar como este y les resuena con la verdad; se encuentran con su familia kármica y oyen algo en las células mismas de su cuerpo que les dicen: "Aquí es donde perteneces."  Y para mejorar esto, tienen una sincronicidad que literalmente les señala en una dirección, y se hace fácil estar en el lugar correcto sin complicaciones, y ellos lo saben: ¡la validación está allí! Y se descubren en el lugar perfecto para ese momento de esa época. Y encuentran la paz de estar en el lugar correcto en el momento correcto. Aquí va mi pregunta, querido ser humano lineal: ¿Cómo es que sucede eso?  ¿Es siempre la palabra de Dios que te habla en el campo y dice: "Aquí es donde perteneces"?  O es parte tal vez de un sistema más elegante establecido por el Espíritu, la Gran Fuente de la que hablamos, la que coloca los sistemas en su lugar. ¿Y qué es lo que te habló de vivir aquí?  ¿O de venir aquí, o quedarte aquí, o allá, o donde sea?  ¿No empezarías a identificar eso con Gaia?  Porque te están pidiendo que te reubiques, o tal vez en el caso de esto, que te ubiques finalmente donde perteneces.  Y proviene de la Tierra, queridos.
Te paras en algún lugar y sientes las energías del planeta hablándote, diciendo "¡Es esto! ¡Es aquí donde perteneces ahora!"  Y comienzas a conectar los puntos y a integrar todo esto, y verás algo que te contaré ahora, algo muy esotérico de lo que ya hablamos antes.  Este planeta sabe quién eres. De verdad; también lo sabe el Espíritu.  ¿Quieres juntarlo todo en una sola cosa y decir: todo es Dios?  pues hazlo.  Pero, queridos, es más elegante que eso. Mucho más elegante. Este planeta está diseñado para que a través de la rejilla cristalina te ayude a saber, alma antigua,  dónde debieras estar.
Hay otras ayudas de todas clases.  Algunos han hecho astro-cartografía para descubrir dónde están las líneas de energía del planeta donde te saldrán mejor aquellas cosas que mejor haces, ya sea la compasión o los negocios, o simplemente estar y arraigar.  Todo se basa en el planeta, se basa en Gaia. Y queridos, lo lleva la rejilla cristalina.
Quiero contarles algo que ya les dije hace muchos, muchos años. Lo que les voy a contar no es algo que un humano necesite saber.  Hay detalles sobre la forma en que funcionan los sistemas multidimensionales; parte de eso es Física. ¡Hermoso!  Y algo de eso no lo es; parte es puramente esotérico. Y habla de cómo funciona la humanidad, con el ir y venir que tiene lugar, que forma este caudal, la fuente de la que vienen y vuelven, llamada la Fuente Central. Puede haber seis, siete mil millones de almas en el planeta, pero ustedes comprenderán, ¿verdad? que hay un grupo central que sigue volviendo, una y otra vez.  Pero siempre hay nuevas, de modo que hay almas antiguas y nuevas, y por eso siempre les decimos que los que llevan más tiempo aquí tienen más experiencia. Y ustedes son los que saben; sienten la sabiduría de las edades.  Muchos de ustedes hacen la cosa lineal; "Bueno, ¿y qué se supone que tengo que hacer con eso?  ¿Tengo que escribir un libro? ¿Tengo que hacer otras cosas? " Y entonces les decimos: ¿Qué tal si simplemente se supone que seas?  ¿Qué tal si tu presencia misma, de tu cuerpo vivo y tu alma, en un cierto lugar, realmente afecta el polvo de la Tierra?  Los animales saben quién eres; la atmósfera lo sabe.  Dime: cuando sales afuera y los árboles te hablan, y los devas saludan con luces, están diciéndote que estás en el lugar correcto.  Saludos.  La Tierra está viva contigo y esta es la razón.  Queríamos hablarte de esto; años atrás te lo contamos.  No es importante saberlo, pero es la cosa más esotérica que podemos darte en esta cuarta entrega.  Existe algo llamado la Cueva de la Creación; es una energía multidimensional en un lugar físico; nunca la encontrarán; jamás.  Está oculta. Incluso con los mejores instrumentos que lleguen a descubrir o desarrollar, esta cueva nunca será descubierta. Se oculta. Tiene que ser física; es cristalina, y ya se lo dijimos.
Mucho antes de que los nodos y zonas nulas se identificaran en el planeta, hablamos de la Cueva de la Creación, y les dimos algunas metáforas. Algunas son verdaderamente metáforas, otras están combinadas con una verdad física. Les dijimos que había un cristal, uno especial, para cada hombre y mujer individual en el planeta.  Es un cristal álmico. Y luego empezamos a hacer enunciados que ningún humano puede verdaderamente entender , porque están fuera del concepto del tiempo. Aquí hay un enunciado que hicimos, y al mirar atrás, ustedes pueden discutir esto en grupos, pueden  argumentar, pero este es el enunciado:  Existe un cristal para cada alma que alguna vez llegue a estar en el planeta.  Y podrían decir: "Bueno, eso suena a predestinación. ¿Cómo puedes tener un cristal para cada alma aun cuando no han venido todavía? ¿Eso no significa que ya sabes quién vendrá?"  Y la respuesta es: Sabemos quién vendrá. No es predestinación: es planeamiento.  ¡Es un sistema hermoso!  Piensen por un momento que así es como nosotros los conocemos y ustedes son conocidos para el planeta; la esencia de sus vidas akáshicas están almacenadas en un cristal en la Cueva de la Creación.  Escuchen ahora: esto debiera tener sentido: no existe tal cosa como un alma humana. El alma es eterna y estaba aquí mucho antes que el universo. ¡No es humana!  El alma es algo mucho más grande que eso; hoy en día les pertenece a los humanos mientras haya humanos aquí.
Cuando vienes a este planeta, el cristal recobra vida,  se impregna de tu energía; si has estado aquí antes ya hay información dentro de ese cristal: es todo lo que has sido alguna vez, cada vida que has vivido. Se impregna de ti y tú continúas tu viaje en el planeta y el cristal permanece en la Cueva de la Creación. 
Cuando te vas, todo lo que has hecho en esa vida queda depositado en el cristal, y tú te vas. No te llevas un akash humano cuando estás fuera del ámbito de este planeta. Eres parte de la Fuente Creadora, como alma, como parte de la sopa del Universo, del Todo lo que Es. Para los humanos, lo más difícil de entender es que su alma no es singular.  Les hemos explicado esto una y otra vez: eres parte de una sopa de la Creación, del Campo mismo.  Y cuando regresas al planeta vuelves a visitar el cristal, y ese cristal tiene tu nombre de luz en él, y recobra vida, y tú regresas, pero regresas con toda la información que está en ese cristal.  Él recuerda quién eres, y tú entras en tu biología y parte del akash es llevado entonces a tu fisicalidad.  Hemos hablado de la pineal, hablamos de eso. Pero queridos, deben saber que el depósito original, cuando van y vienen, es cristalino.
Por lo tanto, escuchen: conecten los puntos.  Entonces, la Tierra los conoce. Y si quieren saber cuál es el aspecto y propósito final de la rejilla cristalina del planeta, es conocerlos.  Ahora les digo: conecten los puntos; cuando son atraídos hacia un lugar, cualquier lugar del planeta, y sienten que les está hablando, es porque el planeta los conoce.  Están aliados con esta Tierra de maneras que ustedes realmente no saben, realmente no.  La Tierra sabe quiénes son, porque la rejilla cristalina está aliada con la Cueva de la Creación.  Su misma estructura celular está llena de esa información proveniente de la Cueva.
Existen muchos cristales que todavía no tienen una personificación de un alma, porque hay muchas almas más por venir al planeta.  Y les repetimos que esta cueva especial no solo sabe quién viene y quién se va, sino que tiene los potenciales de todos ustedes.  Así de importante es este nodo. Así de importante es lo cristalino.
Entonces, mientras ustedes observan esto, la corporización física tridimensional del cristal que crece bajo la tierra, reciben un guiño gigantesco que les dice: ahora ya entienden el panorama completo. Por qué los cristales son benévolos, por qué a ustedes les gustan tanto, por qué les hablan, por qué no les pueden quitar los ojos de encima.  Algunos de ustedes hoy están en la mina mirando, muchos de ustedes; no sólo encontraron la piedra; encontraron una energía. Y algunas de esas energías hablaron, literalmente, y dijeron: "Llévame a casa."  La razón, queridos, es que Gaia los conoce.
Lo más esotérico que podíamos contarles, y la cosa más común que un alma antigua sentirá y sabrá; ahora conocen la mecánica de todo esto. Ahora saben el resto de la historia.
Felicitaciones por esperar a través de esta información, de los detalles, de la energía de esto. Habrá quienes escuchen todo esto y no crean nada de ello - todavía.  Y llegará un día en que querrán escucharlo de nuevo y encontrar lo que se perdieron cuando no les importaba.
Eso es lo que está sucediendo con la consciencia, a medida que empieza a elevarse y descubrirse a sí misma, y así es como, antes de irnos, felicitamos a los encargados de esta tierra en que estamos sentados, por estar en el lugar correcto en el momento correcto, y por escuchar a Gaia cuando les dijo: "¡Tú vas aquí!  (se ríe).
Y así es.
Kryon

Desgrabación y traducción: M. Cristina Cáffaro