miércoles, 18 de noviembre de 2015

Tour Kundalini - Kryon en el Valle Sagrado de Perú

Canalización de Kryon por Lee Carroll
en el Valle Sagrado, Perú, Noviembre de 2015
Tour Kundalini

Saludos, queridos, Yo Soy Kryon del Servicio Magnético.
Otra vez , algunos han preguntado: ¿cómo es esto de la canalización? ¿Y por qué algunos tienen que hacer más preparación que otros?  Mi socio y yo hemos hecho esto por algún tiempo. Hace unos pocos años, sobrevino un cambio. Hablamos del alma humana, esa parte que contiene una pieza de Dios. Y lo que sucedió en ese punto fue que mi socio aceptó, tomó la decisión, de llevar encendida esa pieza de Dios todo el tiempo.
Tanta es la tendencia de los seres humanos a compartimentar a Dios: hay un tiempo para el culto, un tiempo para orar, un tiempo para reír, para llorar, y los seres humanos sienten que la dualidad  excluiría a Dios de esos tiempos.  Déjenme preguntarles, a cada uno de ustedes: cuando bailan y están contentos, ¿Dios está allí? (se ríe). Sí, totalmente.  De hecho, a veces más que otras veces.  Tiene que ver con la alegría.  Tiene que ver con el amor.  Verán a mi socio sentarse en la silla y canalizar inmediatamente, porque él ha armado las piezas de modo que no le hace falta cruzar un puente. Muchos de ustedes están haciendo esto.
Para los que escuchan, estamos en un Valle Sagrado en Perú,  en el camino hacia Machu Picchu. Entonces, quiero revelar un poco más sobre cómo se siente el Espíritu y también sobre algunas energías que podrán sentir ustedes. No será un mensaje largo, pero será profundo porque hablamos de una energía que a veces se entiende mal, que es la energía del amor. Si yo les preguntara qué es el amor, y los dejo en una sala con una hoja de papel, ¿qué escribirían en ella?  Tendrían que preguntar: ¿qué clase de amor?  ¡Hay tantas clases!  Tendrían el amor de los padres por su hijo, el amor de un ser humano por otro, el amor del ser humano por Dios, el amor a la Pachamama.  ¿Qué clase de amor?
Esto remite a la pregunta: ¿En tu mente, reconoces que hay muchos tipos de amor?  El lenguaje humano es interesante.  Cuanto más antiguo es un lenguaje, más específicamente se define el amor.  Algunas lenguas antiguas que aún se hablan hoy llegan a tener al menos 20 palabras para nombrar el amor. El idioma inglés tiene una, porque es nuevo.  Los antiguos conocían la diferencia y lo definían específicamente. Hablemos de uno de los más puros: existe en varias de esas definiciones, es el que ustedes han conocido como amor incondicional. Ahora bien, les pregunto: ¿dónde ven amor incondicional en forma cotidiana?  ¿En el hogar?  La respuesta puede sorprenderlos: es el amor de un animal.  El animal los mira a los ojos con amor incondicional; no importa qué le hagan, los ama. Algunos seres humanos incluso prefieren esto a estar con otros seres humanos; prefieren estar con animales porque no hay prejuicios, condiciones ni reglas.  El animal  los mira y no los juzga.  Eso es apenas un ejemplo de amor incondicional.
Madres, cuando miran a su niño por primera vez, horas o tal vez momentos después del parto, es con amor incondicional. No importa qué hagan; su corazón simplemente se vuelca hacia el niño.  Este es el amor más puro que existe en forma lineal en este planeta.
Me gustaría definir el tipo de amor que van a sentir desde el portal cuando vayan a Machu Picchu; lo llamaremos "la energía del vientre."  La Pachamama está allí; el amor de este planeta por ustedes se manifiesta con una energía que emana de este lugar.  Existe un amor incondicional que este lugar vuelca hacia ustedes. Van a sentir esto, si realmente están buscándolo.  Algunos van allí sin buscar una experiencia espiritual; se sientan allí un momento y se les saltan las lágrimas.  Energía de la Madre; energía del vientre; amor incondicional para ustedes, y viene del planeta. ¿Qué creen ustedes que es?  Es de la Gran Fuente Central hacia ustedes, y es incondicional. El Creador, que es Dios, los mira y no juzga; no juzga.
Se les ha dado esto, a los animales del planeta; llegan a sentirlo en estos portales a los que vamos. ¿Por qué lo cuestionan desde el Espíritu?  La dualidad está aquí con ustedes, y en esta nueva energía eso es lo que necesita cambiar.  La dualidad es lo que los preocupa:  "¿Será realmente incondicional? ¿Haré caso a los que dicen que no lo es? O que sí es." Eso se llama discernimiento divino. Una de las razones por las que este viaje los lleva a Machu Picchu no reside en hacer turismo; es para que puedan sentir esto, practicarlo como un ejemplo de - ¿están listos? - de cómo amarse a sí mismos.  Quiero que se amen a sí mismos incondicionalmente.  Muchas almas antiguas tienen una cuestión con la autoestima.  El amor a su propia alma no puede ser incondicional, porque son humanos, porque hicieron cosas, sentimiento de culpa. Algunos dicen "impuro".  Quiero que borren todo eso, y usen los ejemplos que les he dado de cómo resolver este problema.
En Machu Picchu habrá un tiempo para sentarse, y canalizaremos otra vez, y se hará un momento de silencio.  Quiero que se concentren en esto: ¿Puedo amarme a mí mismo tanto como Dios me ama?  En ese lugar tienen el ejemplo de un amor incondicional que emana, surge de la Tierra. Es por eso que los llevamos allí. Está lleno de la energía del vientre, y ustedes nacen a un tiempo nuevo, y la Tierra los reconoce y les habla; les dice: Esto es puro.
Ahora váyanse de este lugar y ámense a sí mismos. Y cuando lo hagan será cuando empiecen a suceder las cosas, con la consciencia número tres. (N.T. lo explica en el siguiente mensaje)  Este es un mensaje sencillo, ¿verdad? sobre la energía más poderosa del planeta. La energía del amor es más que una palabra; es la manifestación de Dios en la Tierra. Que así sea.
Y así es.
Kryon
Desgrabación y traducción: M. Cristina Cáffaro